¡Hola! Soy Annie Cuervo, nací en Segovia, un pueblo de brujas y mitos donde la fantasía era mi día a día. Desde pequeña he sentido una conexión con la naturaleza y los animales, la cual no ha cambiado mucho al día de hoy.  Llegué a los 12 años a Medellín, donde conocí mi pasión por el cine y la fotografía, pero fue hasta los 21 años que decidí dedicarme a ello como toda una profesional. Compré mi primera cámara semi profesional con un financiamiento del 100% por parte de mi padre, quien siempre ha creído en mí y me ha apoyado. Hoy en día trabajo como freelancer y no puedo estar un día sin llenarme la mente y el cerebro con nuevos artistas, fotografías, series y películas. Soy toda una Millenials